Esther

Esta figura representa la primera vez que viajé sola fuera del país y estuve dos días en Venecia. Fue en verano de 2017 nada más empezar las vacaciones de verano, iba a ser el año de muchos cambios como comenzar la universidad, vivir fuera de casa…

Compré esta figurita como símbolo de que una nueva etapa iba a comenzar y quería que me acompañase durante todo este nuevo proceso y hasta ahora así ha sido. Todos los días cuando llego a casa y me pongo a estudiar o a repasar lo visto me acompaña y me da una visión de que puedo conseguir todo lo que me proponga.